Star Holding

Star Holding contra el timo del agua mineral

Desde hace mucho tiempo hemos visto en diferentes medios de difusión cómo se promociona el consumo de agua embotellada, que según es un producto especialmente diseñado para garantizar la salud y el bienestar de las personas, especialmente frente a todos los problemas que se presentan con las fuentes naturales de agua, que en muchos casos nos dan como resultado un agua con olor y sabor extraño, que incluso puede causar algún tipo de molestias en el organismo.

Las cifras en cuanto a la venta de este producto, suministra un mensaje importante para los consumidores y potenciales consumidores, generando más de 119 mil millones de euros anuales, o el equivalente de 147 mil millones de dólares, aunque ahora estas sumas pueden estar disminuidas gracias a un estudio realizado por Orb Media, quien afirma que el agua embotellada contiene micropartículas de plástico que pueden ser perjudiciales para nuestra salud.

Desde que llegó al mercado el agua embotellada y nos vendieron una nueva forma de vida, se ha tenido un debate constante sobre las diferencias entre ingerir agua directa del grifo o agua embotellada. Gracias a este estudio ahora se tienen datos concretos que pueden cambiar la forma en que consumes el vital líquido, llevándote a considerar el uso de los filtros de ósmosis inversa que son la nueva alternativa para eliminar las toxinas presentes en el agua del grifo, garantizando un agua apta para el consumo humano y demás actividades cotidianas.

El 93% de las aguas embotelladas en el mercado, han presentado micropartículas de plástico. Este estudio se realizó en más de 250 botellas con 11 marcas diferentes alrededor del mundo, las cuales arrojaron estos alarmantes resultados para quienes consumen con regularidad agua embotellada.

Para profundizar un poco en el estudio, se detectaron en promedio 10 partículas de plástico por litro, teniendo el grosor similar al del cabello humano. Quienes analizaron las cantidades presentes en el agua utilizaron la técnica del Nile Red, donde se aplica un tinte especial para detectar con más rapidez los plásticos presentes en los mares.

En promedio, se adquiere un millón de botellas de agua por minuto, de los cuales solo se reciclan menos del 50%. Los residuos presentes vienen de los envases así como del proceso de embotellamiento del agua. Cuando se detallaron los compuestos encontrados, se detectó el polipropileno, nylon y el tereftalato de polietileno o PET, los cuales son productos utilizados comúnmente para la fabricación de las botellas, las tapas y las etiquetas. Y aunque resulta algo sorprendente y que no se hubiera imaginado en este tipo de producto, también se han encontrado según el estudio, restos de plástico en botellas de vidrio.

Luego de darse a conocer esta noticia, muchos nos preguntamos qué sucede ahora si hemos consumido alguna de las marcas que contienen estos residuos. La Unión Europea en un informe nos muestra que el 90% del plástico ingerido en el agua se puede expulsar por lo que no tendría mayor complicación, aunque el 10% restante puede estar en el sistema linfático y llegar a órganos como el hígado o los riñones causando alguna enfermedad que se asume podría ser algún tipo de cáncer, la disminución de espermatozoides e incluso problemas de déficit de atención.


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: